23
Nov
10

EN EL ALMA UN NIÑO LLEVA…

EN EL ALMA UN NIÑO LLEVA…
Además de la naturaleza sencilla de nacer,
una de un millar de estrellas

Rael Salvador
raelart@hotmail.com

“Es fácil ser bueno; lo difícil es ser justo”.
Víctor Hugo.

Lleva la naturaleza de las cosas sencillas, como un ejército de soldaditos de plomo hechos de sueño y niebla, además de un resortera de macizo roble, madera ésta con la que Dios armó, para encaramarse a los altos cielos, la sólida luz de su escalera…
Lleva un burbuja de oro transparente, dilatada por la alegría del arco iris y la brújula de la bondad extrema, como la espada que utiliza para defender su pata de conejo, su amor cautivo y su bandera de pirata.
Lleva además las alas de las caricias, que son las manos santas de su abuela, y olas que son caballos de espuma en las playas de las sábanas los días que no hay escuela.
Lleva la trenza dorada de un rezo, útil como una moneda de luz ante el miedo y su religión adversa de tinieblas, y lleva el tatuaje de fuego de la mano del padre en el hombro que lo hace más hombre en la medida que crezca.
En su alma el niño lleva… el sabor imperecedero de la primera fresa láctea que nace del seno dulce de la entrega, cuando la madre abre sus sentidos a la pureza, alimento de vida que le será esencial para toda su existencia.
Lleva también la claridad de la enseñanza, obsequio de un Maestro que le tradujo las emociones en la certeza efímera de las cuentas y le coloreó las palabras en la veracidad amena de los cuentos y la esperanza de los poemas.
Lleva la sagrada multiplicidad de no pocos libros en la conciencia, con los que lee la historia del tiempo, que abarca los muchos espacios de la tierra, porque en esos libros se hablan todas las abecedarias músicas de la lengua…
Y, cuando despierta, lleva la mano precoz levantada a una estrella, mientras la otra reposa en la cintura tibia e inquieta de su pareja.
Y si vuelve a hundir su ser en los suaves holanes de los años que terminan, la felicidad lo recibe en Navidad, después de pasar, entre pasteles de pasas y nueces de vainilla y fiesta, la Noche Buena.
Lleva, eso lleva… o debería llevar en el alma un niño cualquiera.

Anuncios

0 Responses to “EN EL ALMA UN NIÑO LLEVA…”



  1. Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: